Panorama general

El avance de la desinflación

Todo parece indicar que la economía mundial se ralentizará en 2024, a medida que la política fiscal empiece a frenar el crecimiento y la subida de los tipos de interés haga mella en la actividad empresarial y los hogares, que ya han agotado gran parte de los ahorros atesorados durante la pandemia. Prevemos que el crecimiento mundial de 2024 será del 2,75% aproximadamente, una cifra inferior al 3,25% de este año.

Sin embargo, al igual que en 2023, no creemos que vaya a producirse una recesión, ya que el aumento de los ingresos reales favorece el consumo en los hogares y contrarresta el impacto del encarecimiento de las hipotecas. Asimismo, los balances correspondientes al sector privado no se han visto especialmente afectados en las principales economías y, por tanto, el riesgo de una recesión profunda debida al desapalancamiento sigue siendo bajo.

Aunque nuestras proyecciones son ligeramente más favorables que las expectativas actuales del mercado, es probable que el crecimiento se ralentice por debajo de la tendencia en Estados Unidos y que las economías china y japonesa se debiliten. Al igual que en 2023, se prevé que el crecimiento sea lento tanto en la zona del euro como en el Reino Unido.

La inflación general ha disminuido significativamente a lo largo de 2023, a medida que el impacto de la subida de los precios de la energía y los alimentos ha remitido y las cadenas de suministro de mercancías comercializadas a escala mundial se han normalizado.

Ante la previsión de un crecimiento tenue, el descenso de la inflación, unido a los signos de debilidad de los mercados laborales, debería dar pie a que los principales bancos centrales empiecen a recortar los tipos de interés. Es probable que el Banco Central Europeo sea el primero en dar el paso, posiblemente en abril, y que la Reserva Federal de EE. UU. le siga de cerca. Por su parte, el Banco de Inglaterra podría hacerlo en el tercer trimestre.

Si bien debería haber margen para que se reduzcan sensiblemente los tipos de interés desde los niveles actuales, es poco probable que bajen tanto como en los años posteriores a la crisis financiera mundial. En nuestra opinión, las cifras oscilarán entre el 2% y el 3%, en lugar de acercarse al cero.

Figura 1: Aviva Investors growth projections

Source: Aviva Investors Macrobond, as at 31 December 2023.

Repercusión en la asignación de activos

Renta variable

Como hemos señalado anteriormente, mientras que los rendimientos han sido un factor determinante de las recientes idas y venidas de los precios de la renta variable, los beneficios empresariales serán probablemente el principal catalizador de los rendimientos en 2024. Las valoraciones tienen poco margen para subir, especialmente en el mercado estadounidense, donde solo han mejorado en una ocasión en los últimos veinte años.

Estados Unidos empezó a experimentar un descenso de los beneficios antes que otros países a principios de 2022 y parece haberse recuperado, ya que el crecimiento de los ingresos se ha reanudado en los últimos meses. Los datos económicos estadounidenses, que se han mantenido bastante favorables, son motivo de optimismo.

En caso de que los tipos de interés hayan alcanzado su nivel máximo y los beneficios hayan caído hasta su mínimo, la renta variable debería mantener la tendencia alcista de los últimos meses.

Figura 2: Asset allocation - Equities

Figure 2. Asset allocation - Equities

Source: Aviva Investors, as at 31 December 2023.

Bonos gubernamentales

Al parecer, la inflación ha resultado menos difícil de erradicar que lo que muchos temían, gracias a una política monetaria más restrictiva y la normalización de las cadenas de suministro y los mercados laborales. La previsión de una flexibilización monetaria ya ha provocado un fuerte descenso de los rendimientos de la deuda pública con respecto a los máximos alcanzados este otoño.

Si bien esto limita el potencial alcista de los inversores en algunos mercados, sobre todo en Estados Unidos, otros, como el Reino Unido y Europa, parecen ofrecer más valor. Aunque los precios de los bonos han repuntado con fuerza en estos mercados en las últimas semanas, el difícil entorno económico, unido a la perspectiva de una nueva caída brusca de la inflación, sugiere que esta recuperación podría prolongarse aún más.

Un panorama económico comparativamente más favorable en EE. UU. implica que la inversión en bonos del Tesoro estadounidense está mucho más equilibrada en cuanto a riesgo y remuneración, si tenemos en cuenta que el mercado descuenta recortes de tipos en 2024.

En cuanto a Japón, mantenemos una posición notablemente infraponderada, dada la perspectiva de que se produzca esa normalización de la política monetaria tan esperada por parte del Banco de Japón ante una inflación persistentemente elevada, tras años de tipos de interés negativos.

Figura 3: Asset allocation - Government bonds

Figure 3. Asset allocation - Government bonds

Source: Aviva Investors, as at 31 December 2023.

Crédito

En lo que a los mercados de crédito se refiere, mantenemos una posición neutral, ya que el diferencial de rendimiento con respecto a la deuda pública de mayor calificación se sitúa en general en el nivel que cabría esperar en este contexto económico. Dentro de este mercado, favorecemos la deuda de mayor rendimiento emitida por prestatarios con menos solvencia.

Convendrá seguir de cerca el resultado de las elecciones presidenciales estadounidenses de 2024, que podría tener un impacto importante en el mercado de renta fija estadounidense. Si bien los recortes fiscales y el aumento del proteccionismo podrían ser positivos para las empresas estadounidenses, cualquier indicio de interferencia política con la Reserva Federal o de mayor dispendio fiscal podría perjudicar a los bonos.

Figura 4: Asset allocation - Credit

Figure 4. Asset allocation - Credit

Source: Aviva Investors, as at 31 December 2023.

Temas clave en materia de inversión

1.  Bajadas de tipos a la vista

La subida más agresiva de los tipos de interés en más de cuatro décadas ha ayudado a hacer frente a la inflación en 2023 y ha abierto la puerta a un recorte de los tipos. Si bien es cierto que la batalla contra la inflación no ha concluido todavía, ya que sigue siendo demasiado elevada en las principales economías, los últimos datos sugieren que podría retroceder hasta cumplir los objetivos de los bancos centrales antes de lo previsto.

De ser así, estos podrían empezar a reducir los tipos. En aquellos casos en los que el crecimiento económico ya es débil, como en la zona del euro y el Reino Unido, si la inflación vuelve a situarse en el 2%, podrían producirse recortes de tipos más inmediatos y contundentes. En Estados Unidos, donde la inflación ha retrocedido a pesar de que el crecimiento está por encima de lo esperado, prevemos que los recortes de tipos serán más limitados en 2024.

Si se produce una recesión, los tipos podrían reducirse de forma mucho más drástica. El riesgo es que los bancos centrales se queden atrás a la hora de recortar los tipos, al menos inicialmente. En un escenario de riesgo alternativo, si la inflación se mantiene persistentemente alta, esto podría impedir o retrasar los recortes de tipos.

 

Figura 5: Market pricing rate cuts

Source: Aviva Investors, Macrobond as at 31 December 2023.

2. Tensión geopolítica y fragmentación financiera

El comunicado que se emitió tras las reuniones anuales del G7 en mayo de 2023 fue especialmente relevante, ya que mencionaba que el objetivo es que “el enfoque relativo a la resistencia y la seguridad económicas se base en la diversificación y la profundización de las alianzas, así como en la reducción del riesgo, no en la ruptura de las relaciones”.

Esta afirmación es solo una forma diplomática de aclarar que no hay intención alguna de romper por completo las relaciones comerciales con aquellos socios menos fiables, sino que el objetivo es reducir o eliminar la dependencia de ellos para los minerales fundamentales, la fabricación de tecnología esencial y los bienes destinados a la atención sanitaria. Al mismo tiempo, se desea limitar la capacidad de algunos países para amenazar los objetivos de seguridad nacional mediante el desarrollo de determinadas tecnologías.

 

Figura 6: Explosion in harmful trade interventions

Number of trade restrictions imposed annually worldwide

Source: Global Trade Alert as at 31 December 2023.

3. Intervención y política industrial

Los Gobiernos han recurrido a diversas formas de intervención y políticas industriales a medida que se centran cada vez más en objetivos de seguridad nacional y económica a largo plazo y en la lucha contra el cambio climático. Si bien estas políticas no son especialmente innovadoras, su escala y su alcance las hacen extraordinarias.

La política de “doble circulación” de China, que subvenciona la inversión en tecnología (sobre todo en semiconductores), así como la ley de chips estadounidense (también centrada en la tecnología) y la ley estadounidense de reducción de la inflación (centrada en las políticas de cambio climático), los fondos europeos Next Generation (tecnología y cambio climático) y las recientes iniciativas japonesas sobre reducción de emisiones de carbono y defensa son algunas de las medidas que las grandes potencias económicas tienen previsto adoptar para alcanzar estos objetivos.

Aunque estas políticas podrían equivaler a un 1% del PIB anual durante la próxima década si se implementaran en su totalidad, su aplicación amenaza con sacrificar la eficiencia o el crecimiento económico en el largo plazo. Asimismo, podrían favorecer la inflación persistente, con la consiguiente presión al alza de los tipos de interés, y suponer un importante coste fiscal que habría que controlar para garantizar la estabilidad a largo plazo.

 

Figura 7: US investment in manufacturing structures has boomed

Source: Aviva Investors, Macrobond as at 31 December 2023.

Lea la House View

Perspectivas de House View para 2024

PDF 4.7 MB 32 pages

La economía mundial evitó la recesión en 2023, a pesar de los continuos efectos de una política monetaria más restrictiva y de los elevados precios de la energía. Gran parte de ello se ha debido a la resistencia de EE. UU., que parece haber crecido más rápidamente en 2023 que en 2022.

No se pierda la última House View

Regístrese para recibir correos electrónicos trimestrales sobre nuestra visión conjunta de los mercados mundiales.

Please enable your browser JavaScript to view the video

Webcast: Perspectivas de House View para 2024

16 ene. 2024 15:00 GMT 45 Minutos

Regístrese para asistir en directo a nuestro webcast sobre las perspectivas para 2024, en el que Jennie Byun, directora de inversiones macro y multiactivos, Michael Grady, responsable de estrategia de inversión y economista jefe, y Peter Fitzgerald, director general de inversiones en multiactivos y macro, compartirán sus opiniones sobre las perspectivas económicas y de los mercados financieros para el próximo año.

Este evento equivale a 45 minutos de desarrollo profesional continuo

Información sobre la House View

La publicación “House View” de Aviva Investors es una exhaustiva compilación de perspectivas y análisis de nuestros principales equipos de inversión.

Nuestros profesionales de inversión se encargan de elaborar trimestralmente este documento, cuya redacción supervisa nuestro equipo de estrategia de inversión. Además, celebramos el evento House View Forum dos veces al año, donde presentamos, analizamos y debatimos acerca de los principales temas y argumentos tratados. El proceso de elaboración de nuestra House View es colaborativo: todos conocen los temas principales y los aspectos principales que se tratarán en este informe de perspectivas. Cada miembro del equipo tiene derecho a exponer su punto de vista; es más, se les anima a hacerlo y a debatir. El objetivo es garantizar que todos los colaboradores sean plenamente conscientes de las opiniones de los demás y poder alcanzar un consenso generalizado entre los equipos sobre los aspectos principales del informe.

La publicación “House View” tiene dos propósitos principales. En primer lugar, su elaboración proporciona un marco integral con visión de futuro que posibilita el debate entre los equipos de inversión. En segundo lugar, nos permite compartir nuestro pensamiento y explicar los motivos que fundamentan nuestras opiniones económicas y decisiones en materia de inversión a aquellos a quienes afectan.

No todos estarán de acuerdo con todas las asunciones realizadas y las conclusiones alcanzadas. Nadie puede predecir el futuro con exactitud. No obstante, el contenido de este informe representa la mejor opinión colectiva de Aviva Investors sobre el entorno de inversión actual y futuro.

Colaboradores de la House View

Archivos de la House View

House View Q4 2023

PDF 4.6 MB 29 pages

House View Q3 2023

PDF 5.9 MB 29 pages

House View Q2 2023

PDF 7.7 MB 18 pages

House View 2023 Outlook

PDF 30.7 MB 80 pages

Información importante

COMUNICACIÓN DE MARKETING

Salvo que se indique lo contrario, la fuente de toda la información es Aviva Investors Global Services Limited (AIGSL). Excepto cuando se indique lo contrario, cualquier idea u opinión expresada será la de Aviva Investors. No deberá considerarse como garantía de rentabilidad de las inversiones gestionadas por Aviva Investors, ni tampoco como consejo de ningún tipo. La información contenida en el presente documento se ha obtenido a través de fuentes que se consideran fiables, pero Aviva Investors no la ha comprobado de forma independiente y no garantiza que dicha información sea exacta. La rentabilidad pasada no es un indicador de la rentabilidad futura. El valor de una inversión y cualquier rentabilidad de la misma podrá bajar o subir, y puede que el inversor no recupere la cantidad original invertida. Nada de lo contenido en este material, incluidas las referencias a valores, clases de activos y mercados financieros específicos, es ni debe interpretarse como asesoramiento o recomendaciones de cualquier naturaleza. Algunos de los datos mostrados son hipotéticos o proyectados y pueden no llegar a producirse como se indica debido a cambios en las condiciones del mercado, por lo que no son garantía de resultados futuros. Este material no supone una recomendación para vender ni comprar inversiones.

La información incluida en el presente se ofrece solo como orientación general. Las personas en posesión de esta información tienen el deber de informarse y respetar todas las leyes y disposiciones reglamentarias aplicables de las jurisdicciones pertinentes. Este documento no debe ser considerado como una oferta ni solicitud a ninguna persona en ninguna jurisdicción en la que tal oferta o solicitud no esté autorizada, ni a ninguna persona a la que sea ilegal realizar tal oferta o solicitud.

En Europa este documento está publicado por Aviva Investors Luxembourg S.A. Domicilio social: 2 rue du Fort Bourbon, 1st Floor, 1249 Luxemburgo. Bajo la supervisión de la Commission de Surveillance du Secteur Financier. Una empresa de Aviva. En el Reino Unido, este documento está publicado por Aviva Investors Global Services Limited. Registrada en Inglaterra con el N.º 1151805. Domicilio social: St Helen’s, 1 Undershaft, Londres EC3P 3DQ. Autorizada y regulada por la Autoridad de Conducta Financiera (FCA). Referencia empresarial Núm. 119178. En Suiza, el presente documento ha sido publicado por Aviva Investors Schweiz GmbH.

En Singapur, el presente material se distribuye a través de un acuerdo con Aviva Investors Asia Pte. Limited (AIAPL) para su única distribución a inversores institucionales. Tenga en cuenta que AIAPL no proporciona ninguna investigación ni análisis independiente sobre el contenido o la elaboración de este material. Los destinatarios del presente material deberán ponerse en contacto con AIAPL en relación con cualquier asunto que surja de, o en relación con, este material. AIAPL, una sociedad constituida de conformidad con las leyes de Singapur y con número de registro 200813519W, posee una Licencia válida de Servicios de Mercados de Capitales para llevar a cabo actividades de gestión de fondos emitida conforme a la Ley de Valores y Futuros (Cap. 289 del Estatuto de Singapur) y del Asesor Financiero Exento de Asia, a efectos de la Ley de Asesores Financieros (Cap. 110 del Estatuto de Singapur). Domicilio social: 1 Raffles Quay, #27-13 South Tower, Singapur 048583.

En Australia, el presente material se distribuye a través de un acuerdo con Aviva Investors Pacific Pty Ltd (AIPPL) para su única distribución a inversores mayoristas. Tenga en cuenta que AIPPL no proporciona ninguna investigación ni análisis independiente sobre el contenido o la elaboración de este material. Los destinatarios del presente material deberán ponerse en contacto con AIPPL en relación con cualquier asunto que surja de, o en relación con, este material. AIPPL, empresa constituida de acuerdo con la legislación australiana con número de registro de empresa 87 153 200 278 y número de empresa 153 200 278, dispone de una Licencia válida de servicios financieros australiana (AFSL 411458) expedida por la Comisión Australiana de Valores e Inversiones. Domicilio social: Level 27, 101 Collins Street, Melbourne, VIC 3000, Australia.

El nombre “Aviva Investors” utilizado en este material hace referencia a la organización mundial de empresas filiales de gestión de activos que operan bajo la razón social Aviva Investors. Todas las filiales de Aviva Investors son empresas subsidiarias de Aviva plc, empresa de servicios financieros plurinacional de cotización oficial con sede en el Reino Unido.

Aviva Investors Canada, Inc. (“AIC”) está establecida en Toronto y tiene su sede en la región norteamericana de la organización mundial de empresas filiales de gestión de activos que operan bajo la razón social Aviva Investors. AIC está inscrita en la Comisión de Valores de Ontario como gestora de negociación de materias primas, distribuidora exenta del mercado, gestora de carteras y gestora de fondos de inversión. AIC también se encuentra inscrita como distribuidora exenta del mercado y gestora de carteras en cada provincia de Canadá, y también puede estar registrada como gestora de fondos de inversión en otras provincias aplicables.

Aviva Investors Americas LLC es una asesora de inversiones inscrita a nivel nacional en la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos. Aviva Investors Americas también es una asesora de negociación de materias primas (“CTA”) inscrita en la CFTC (Commodity Futures Trading Commission), la Comisión de Contratación de Futuros de Mercancías de los Estados Unidos, y es miembro de la NFA (National Futures Association), la Asociación Nacional de Futuros. El Formulario ADV Parte 2A de AIA, que proporciona información sobre antecedentes de la sociedad y de sus prácticas comerciales, está disponible previa solicitud por escrito a: Compliance Department, 225 West Wacker Drive, Suite 2250, Chicago, Illinois 60606.

AIQ: Investment thinking

Conozca nuestra opinión sobre temas clave que influyen en los mercados de inversión a nivel mundial.

Leer más